Saltar al contenido

Los golpes de calor y la deshidratación: toda la información necesaria para el verano

Se acerca el calor, los tan esperados días de vacaciones, pero en esta época aparecen una serie de cuidados específicos que debemos tener. El calor no viene solo, el cuerpo sufre ante la humedad, las temperaturas altas y la cantidad de tiempos que pasamos al aire libre, puede provocarnos diversos inconvenientes.

1

Las altas temperaturas del verano, suelen provocar golpes de calor, también provocar que nos deshidratemos o hasta bajas de presión, como causar intoxicaciones debido a la descomposición de los alimentos.

Ante un golpe de calor, sucedido por las altas temperaturas del ambiente, lo primero que debemos hacer es ir a un lugar que se encuentre fresco, en especial dentro de la casa. Luego, quedarse en ropa interior y cuando se comience a estabilizar tomar una ducha con agua tibia hasta ir regulando y llegar a bañarse con agua fría. Luego, se recomienda estar tranquilo y ponerse compresas de agua helada sobre la nuca.

3

Por otro lado, para evitar la deshidratación es conveniente elegir el agua y no esperar a que se tenga sed, beber cada media hora. Las bebidas que contienen cafeína no se recomiendan porque deshidratan el organismo a causa de sus efecto diurético. Para saber si esta o no deshidratado, debe verificar su orina si es amarilla intensa se encuentra deshidratado si es trasparente se encuentra bien.2