Información sobre los Aludes: Qué son y cómo se producen

El post del día de hoy vamos a dedicárselo a los aludes. Probablemente alguna vez ya hayas oído hablar de ellos, debido a que se trata de un fenómeno natural que sucede en muchas partes del mundo, y que suele provocar graves consecuencias, no sólo en términos geográficos, sino también humanos, debido a que cuando no hay avisos de éstos pueden provocar víctimas fatales. Hace una semana, en Jujuy, Argentina, se desencadenó un alud de lodo que genero consecuencias fatales, ya que desbasto muchas causas, provocando serios daños materiales, además de los daños a las personas en distintos sentidos. Dada la actualidad del tema, nos parece importante poder hacer referencia a esto y por eso en lo que sigue a continuación queremos compartir con ustedes a lo largo de este post un poco más de información sobre los aludes, qué son, cómo se producen, cuáles son sus causas y muchas otras cosas más. 

Información sobre los Aludes: Qué son

Algunos le llaman aludes, otros avalancha,y en ambos casos son términos que se utilizan para hacer referencia a un fenómeno en el cual se desplaza una capa de lodo -tierra o barro- o nieve hacia abajo y en este mismo desplazamiento puede movilizar parte del sustrato de la tierra o especies vegetales que se encuentren en la pendiente.

Hablemos de un alud de tierra o de nieve, lo que sucede es que una gran cantidad de masa de este material empieza a derrumbarse espontáneamente y de manera natural hacia abajo. Como podrán sospechar esto se origina en una montaña, cerro, etc. y una de las principales características de este desplazamiento o derrumbe de lodo o nieve es que se da de una manera violenta y abrumadora. En este sentido, aunque depende del efecto de la gravedad, pero la velocidad de este desprendimiento puede ir desde los cincuenta hasta los trecientos kilómetros por hora.

Existen aludes de distintas magnitudes y por eso es que se suele hacer una división en dos grupos. Por un lado, los aludes superficiales, en los cuales el desprendimiento es de una parte del manto nivel y por el otro tenemos los aludes de fondo, los cuales tienen la caracteriza de que el desplazamiento se hace de manera repentina y con mucha violencia. Para poder hacer una clasificación del riesgo de los aludes, existe una escala que puede dimensionar el mismo, la cual se utiliza en todo el mundo y su nombre es Escala Europea de Peligro de Aludes. Acá diferenciamos 5 tipos, comenzando de menor a mayor: Débil, Limitado, Notable, Fuerte y Muy Fuerte.

Información sobre Aludes: Cómo se forman

Respecto a las causas que pueden originar un alud, debemos mencionar que estos se dan por la carencia de homogeneidad en la capa de nieve o tierra. Pero además, pueden deberse a que haya un agente que favorezca el desplazamiento de una de las capas físicamente distintas,  sobre la otra en la que se encuentra.
Si buscamos unos ejemplos, puede suceder que ante la caída de mucha nieve o bien porque ésta se ha llegado a acumular en grandes cantidades más que el viento no permite que la misma pueda amarrarse a la superficie de la capa que está por debajo. Pero también puede suceder que la lluvia moje una capa de nieve que ha caído recientemente y en caso de que la pendiente favorezca en cierto sentido, esto puede provocar el desplazamiento que se da por el peso mismo de la nieve. A su vez puede suceder que se infiltren entre 2 capas de nieve agua pluvial y esto termina provocando un efecto de lubricante que lo que hace es favorecer que la capa superior empiece a deslizarse sobre la inferior. Este mismo caso se puede repetir en el caso de que el agua incida tanto sobre la nieve como sobre el terreno, provocando que éste mismo se vuelva resbaladizo.

En esta misma línea de las causas, debemos mencionar que existen ciertos factores de riesgo que pueden favorecer el desencadenamiento de un alud. Una de ellas tienen que ver con los cambios de temperaturas. Esto se debe a que cuando hay un fuerte aumento  de la misma provoca que disminuya el nivel de cohesión que tenía la nieve y esto es lo que explica de que sea más alta la probabilidad de que los aludes acontezcan por la tarde que a la mañana, más  aún en aquellos casos en los que las pendientes se encuentran expuestas a los rayos del sol en los momentos de temperaturas más altas del día.
A su vez es necesario considerar las condiciones del suelo, debido a que existen ciertos materiales que son más deslizantes que otros. Por ejemplo, los suelos lisos, los que se helan o son húmedos, aquellas pendientes con tierra arcillosa y también hay que tener en cuenta las características de las pendientes, debido a que aquellas que tienen una gran pendiente o son convexas.

No podemos dejar de hacer mención a los factores accidentales en el desencadenamiento de los aludes, ya que éstos pueden ser mínimos, pero cruciales en este sentido. Algunos ejemplos de éstos pueden ser los movimientos de rocas, la caída de los árboles, el paso de un esquiador, un ruido fuerte por la vibración acústica que produce, etc.

Información sobre Aludes: Cómo prevenirlos

Es importante saber que no existen aludes más peligrosos que otros, debido a que cualquier alud puede ser el responsable de grandes y severas consecuencias. De todas maneras, se podría decir que los aludes de placas -es decir aquellos que se dan cuando hay un desplazamiento entre las capas de nieve que no tienen un alto grado de cohesión entre ellas-. son los que entrañan mayor peligro. Esto se debe a que por un lado, por lo general son los esquiadores los que los provocan -aunque también puede ser un animal el responsable- y por el otro, tienen una mayor frecuencia.

El mayor riesgo de todo esto es que es muy difícil poder predecir que un alud va a suceder, aunque si podemos decir que en los casos donde hay una gran cantidad de nieve acumulada pueden suceder.
En el caso de los aludes de barro, es decir cuando una gran cantidad de tierra, piedras y lo que se denomina detritos, que es masa sólida en estado descompuesta baja por una pendiente, tampoco se puede predecir pero hay ciertos indicadores que podrían resultar importantes a la hora de protegerse de un posible alud. En este sentido es importante saber que existen áreas en las cuales hay mayor probabilidad de que se de un alud de barro, por ejemplo aquellos lugares donde hubo incendios forestales o el hombre realizó modificaciones sobre el terreno acabando con la vegetación; en áreas donde previamente ya ocurrieron estos fenómenos, en pendientes muy empinadas y lugares que se encuentran en barrancos o laderas, en los canales que se encuentran sobre los ríos y áreas donde hay van las aguas de escorrentía.

Espero que toda esta información sobre los aludes que hemos ido compartiendo a lo largo de este post te haya resultado útil para conocer un poco más sobre este fenómeno del cual siempre solemos escuchar casos y nos sirva para poder tomar algunas medidas preventivas, sobre todo a partir de conocer sus factores de riesgo y probabilidad.

Busquedas: aludes, como se forma un alud?, que es un alud de barro y porque se produce
Compartir
Loading Facebook Comments ...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here